¿Viajamos al paraíso?

domingo, 20 de noviembre de 2011

Quizás cuando lo entiendas, sea demasiado tarde...

Antes de que no quieras ni verme, de que me niegues una sonrisa o de que me llegues a odiar, te diré que ninguno de mis "te quiero" fue falso y que durante los 57 días que estuve contigo te quise como ningún otro. Pero dicen que todas las cosas tienen su fin y yo temía que nuestra historia tuviese uno. Dicen que cuando te planteas si quieres a alguien ya has dejado de quererla para siempre, y eso me ocurrió a mí. Y te diré que es una de las peores sensaciones, ver como la pasión, el amor, el deseo, se van convirtiendo en cariño, es algo aterrador. No hay día que me pregunte como estarás, como te habrá ido el día o que estarás pensando en ese momento. Extraño conectarme y que al instante me hablen y seas tú, que alguien me diga como me echa de menos o que está deseando verme o que me pregunten como estoy. Echo de menos que me recuerden constantemente lo tonta que soy y lo pequeña que parezco. Que al verme, sonrías o te rías de mis tonterías. Echo de menos cada parte de ti.

No hay comentarios:

Publicar un comentario